Publicaciones
Perú

Ser o parecer

Ser o parecer

Ser o parecer

Ser uno de los mejores lugares para trabajar es un reto constante, es una decisión de negocio. Ser un buen lugar para trabajar no está relacionado a llegar a la oficina cantando con una sonrisa de oreja a oreja, tiene que ver con saber que cada día tienes un espacio significativo para ti, en donde puedes desarrollarte siendo tú mismo, con el respaldo y confianza de un sistema corporativo que vela por el negocio, el bienestar de las personas y la sociedad.

Cada persona es un sistema donde juegan diferentes roles, como papá/mamá, hijo, amigo, nieto, colaboradores etc. en donde se conjugan factores como la economía, la salud, el tiempo, actividades y las redes sociales entre otros.

El rol de trabajador quizá sea en el que invirtamos más tiempo y por lo tanto sea una fuente de estrés que afecte la salud integral de cada uno. El crear una experiencia del colaborador positiva cuidando los detalles por parte de la organización (prácticas y procesos) y de los líderes (trato) es un trabajo permanente que día a día se hace más retador por el contexto global digital y social que vivimos.

Sí, los líderes son los principales responsables de cuidar el “capital emocional” de las organizaciones, no es hacernos responsables de los sentimientos de los demás, si no hacernos cargo como parte del sistema y del interés genuino por las personas, más allá de los resultados, que entendemos, se darán como consecuencia.

Muchos de los mejores lugares para trabajar cuentan con una agenda cultural articulada al modelo operativo del negocio tomando en cuenta como por ejemplo la dimensión física, espiritual, intelectual, social-familiar y personal de sus colaboradores. Es implementando prácticas de trato justo, medio ambiente, equidad, orgullo, comunicación, beneficios y desempeño entre otras, que se contribuye al bienestar integral de la organización y de las personas.

Es complejo y ambicioso y es tema de agenda la alta dirección sumarse a la convicción que invertir en el desarrollo integral de las personas finalmente reditúa en el negocio, finalmente, quien está detrás del resultado son personas que dan más que 8 horas de su día, y no me refiero al tiempo.