MENU
Publicaciones
Perú

Haz que la confianza sea un regalo único e inspirador

Haz que la confianza sea un regalo único e inspirador

Prácticas Giftwork™ en un contexto de alta incertidumbre

A gran velocidad, la pandemia del COVID-19 está transformando las tradicionales reglas de juego en muchas sociedades, impactando en las economías, capacidades tecnológicas, culturas y entornos laborales de millones de personas en todo el mundo. En esta coyuntura de salud global, es clave que las organizaciones sepan cómo fortalecer los niveles de confianza interpersonal y la colaboración exitosa entre los miembros de sus equipos, a fin de tener éxito al gestionar la alta incertidumbre y la toma de riesgos que conllevan los procesos transformacionales.

Desde tiempos inmemoriales, la confianza ha sido y será la base del desarrollo de las sociedades. La confianza -por definición- es esa expectativa, esa sensación de certeza que nos hace pensar que algo o alguien actuará de una manera deseada para nuestro beneficio o supervivencia. En ese sentido, los miembros de toda sociedad deben confiar en los demás para poder, por ejemplo, dividirse las labores y especializarse en determinados campos. Dicho de otra manera, la confianza es lo que hace posible la interdependencia y la cooperación que caracteriza las interacciones funcionales entre los miembros de una organización. La confianza es también el componente esencial en toda organización considerada como un Gran Lugar para Trabajar.

En Great Place to Work®, queremos compartir contigo algunas recomendaciones para fortalecer la confianza en tiempos del coronavirus, basadas en un enfoque que denominamos Giftwork™. A través de este enfoque, las prácticas llevadas a cabo en el trabajo (del inglés, work) no se perciben como una mercancía o un proceso simplemente transaccional, sino más bien como un regalo (del inglés, gift), que demanda un genuino sentido de respeto y cuidado de los colaboradores:

  • Acompaña al equipo a cumplir los retos: Poner en práctica un enfoque Giftwork™ implica que las metas se cumplan con una lógica de beneficio mutuo. De tal manera, los líderes deben entender que si bien el COVID-19 promueve la distancia social, es importante que los líderes acorten esa brecha y generan mayor confianza, a través de una mayor conexión empática con sus equipos, escuchándolos para entender cómo se encuentran y así identificar la mejor manera de ayudarlos a lograr los objetivos, además de reconocer y motivar el compromiso adicional de cada miembro.
  • Gestiona el cambio con transparencia: Lejos de solo proporcionar información limitada, bajo un enfoque Giftwork™, las organizaciones generan confianza al gestionar la incertidumbre que genera la actual coyuntura global de salud, a través de una comunicación oportuna, simple y transparente, en la que se considere el aspecto emocional de los mensajes, además del contenido racional y lógico. Esto permite que los colaboradores no solo estén informados de los asuntos más relevantes, sino que puedan hacer preguntas -sobre todo- cuando las noticias son susceptibles de generar resistencia. En este proceso, el especialista en Liderazgo, Tim Arnold, recomienda a los líderes mantener un balance entre una mirada optimista y realista al comunicar al equipo sobre el impacto del contexto actual en el negocio, a fin de construir resiliencia y fortalecer su capacidad adaptativa.
  • Refuerza la flexibilidad y la personalización: Cuando existe una cultura Giftwork™, los líderes comprenden que al gestionar a determinados equipos no siempre lo mismo funciona para todos. Por ello, buscan entender los distintos contextos personales/profesionales que ha generado la pandemia del COVID-19 al momento de establecer tiempos de entrega o planificar reuniones formales de seguimiento, cuidando siempre la salud física y emocional de su equipo, así como la continuidad del negocio. Al trabajar de manera remota, por ejemplo, no todos los colaboradores son productivos en el mismo horario, ya que algunos tienen hijos o atienden a un familiar anciano o enfermo, o viven solos, por lo que deben llevar a cabo tareas domésticas en determinados momentos del día.
  • Inspira y cohesiona al equipo: A través de una mirada Giftwork™, la relación con el equipo no es transaccional, es decir, no se limita a lo mínimo indispensable, sino que ofrece una experiencia única que propicie conexiones personales. Debido a la pandemia global, muchos colaboradores se han visto obligados a replantear o adaptar su trabajo para cuidar su salud y seguir contribuyendo al negocio. En este contexto, los líderes deben ayudarlos a resolver sus dudas sobre cómo sus objetivos conectan con el propósito y los valores de la organización, empoderándolos para generar soluciones y adoptar una mentalidad de protagonista. Al mismo tiempo, es necesario mantener al equipo “actuando como un equipo”, más aún cuando no están físicamente cerca. Por ello, en la manera de lo posible, se debe fortalecer los lazos afectivos a través de espacios y actividades online de camaradería, que contribuyan a bajar los niveles de stress y favorecer al sentido de pertenencia.

La pandemia del COVID-19 ha ocasionado que hoy todos tengamos que dar mucho más de nosotros para cuidarnos y cuidar al negocio. Entregar una dosis extra de compromiso y esfuerzo requiere a su vez que los equipos confíen en que sus líderes y las organizaciones donde trabajan les brindarán el apoyo requerido para lograrlo.

Bajo un enfoque Giftwork™, durante esta coyuntura, los líderes y organizaciones deben ser capaces de asumir una posición de alto riesgo, para dar mucho más de lo básico e higiénico, y reconocer que deben replantear sus prácticas y estilos de liderazgo, a fin de continuar siendo funcionales para el equipo y el negocio.

Es también una oportunidad para que reflejemos solidaridad y empatía al reconocer las necesidades de cada colaborador y reflejar -a través de nuestro comportamiento y decisiones- cuáles son los valores que nos identificarán como organización y que servirán de base para generar la confianza necesaria para enfrentar con éxito esta coyuntura.